Elecciones Francia 2024: ¿qué pasa si ningún partido obtiene mayoría absoluta?

Las Elecciones Francia 2024 tienen el partido completamente abierto para la segunda vuelta mientras Marine Le Pen sueña con asaltar el poder

Francia

Marine Le Pen, junto a Jordan Bardella, sonríe tras su discurso de la victoria en la sede de RN EFE

El próximo 7 de julio de 2024, Francia se enfrenta a una decisiva segunda vuelta electoral. La primera vuelta de estas elecciones mostró un panorama político fragmentado y polarizado, con Marine Le Pen a la cabeza con un 33% de los votos. Sin embargo, el camino hacia la mayoría absoluta parece complicado. Emmanuel Macron, junto con una coalición potencial de socialdemócratas y la extrema izquierda, podría formar un bloque que impida a Le Pen alcanzar el poder. Este escenario plantea una pregunta crucial: ¿qué sucede si ningún partido obtiene la mayoría absoluta en las Elecciones Francia 2024?

Cómo funciona el sistema electoral en Francia

Francia es una república semipresidencialista y tiene un sistema electoral complejo diseñado para equilibrar el poder y evitar el dominio de una sola fuerza política. El presidente se elige mediante sufragio directo en un proceso de dos vueltas. Si ningún candidato obtiene más del 50% de los votos en la primera vuelta, los dos candidatos con mayor número de votos pasan a una segunda vuelta.

El Parlamento francés se compone de dos cámaras: la Asamblea Nacional y el Senado. Los diputados de la Asamblea Nacional se eligen mediante un sistema mayoritario a dos vueltas en cada circunscripción. En la primera vuelta, si un candidato obtiene más del 50% de los votos y supera el 25% de los electores inscritos, gana automáticamente. Si no se cumple este requisito, los candidatos que hayan obtenido al menos el 12,5% de los votos de los electores inscritos pasan a la segunda vuelta, donde se decide el ganador por mayoría simple.

El Senado, por otro lado, se elige indirectamente mediante un colegio electoral compuesto por diputados, senadores, consejeros regionales y consejeros municipales. Este sistema asegura una representación más estable y menos susceptible a los cambios bruscos de opinión pública.

¿Qué resultados se necesitan en las elecciones en Francia para tener mayoría absoluta?

Elecciones Francia 2024: ¿qué pasa si ningún partido obtiene mayoría absoluta?

La candidata a la presidencia de Francia y líder de Rassemblement National, Marine Le Pen (EFE)

Para que un partido o coalición logre una mayoría absoluta en la Asamblea Nacional, necesita ganar al menos 289 de los 577 escaños. Este objetivo es particularmente desafiante en un escenario político fragmentado, donde la pluralidad de partidos y movimientos políticos compite intensamente por el poder.

En la primera vuelta de las elecciones de 2024, Marine Le Pen obtuvo un sólido 33% de los votos. A pesar de este resultado, alcanzar la mayoría absoluta en la segunda vuelta no es tarea fácil. Para lograrlo, su partido, Agrupación Nacional (Rassemblement National), necesitaría una coalición amplia o un cambio significativo en la distribución de votos de los candidatos eliminados en la primera vuelta.

El “cordón sanitario” es una estrategia política utilizada por los partidos tradicionales para impedir el ascenso de partidos de extrema derecha, como el de Le Pen. En este caso, Emmanuel Macron, actual presidente, podría formar una alianza con los socialdemócratas y la extrema izquierda para consolidar un bloque opositor. Esta táctica podría reducir las posibilidades de Le Pen de obtener suficientes escaños para gobernar.

¿Qué sucede si no hay mayoría absoluta en las Elecciones Francia 2024?

En escenarios donde ningún partido logra la mayoría absoluta, Francia puede enfrentarse a un período de inestabilidad política. Sin embargo, a diferencia de otros sistemas políticos, la repetición electoral no es una opción inmediata ni automática en el sistema francés. En cambio, se buscan soluciones dentro del marco parlamentario existente.

La necesidad de formar coaliciones temporales o gobiernos de minoría se vuelve imperativa. Estos gobiernos suelen ser menos estables y tienen dificultades para implementar reformas significativas debido a la necesidad de negociar continuamente con otras fuerzas políticas. Si la situación de bloqueo persiste y se demuestra una incapacidad absoluta para formar un gobierno funcional, el Presidente de la República puede disolver la Asamblea Nacional y convocar nuevas elecciones. Esta medida, no obstante, es extrema y se utiliza como último recurso.

La historia reciente de Francia ha mostrado ejemplos de esta dinámica. Tras las elecciones legislativas de 2017, el partido de Emmanuel Macron, La République En Marche, obtuvo la mayoría absoluta, lo que le permitió implementar su agenda de reformas. Sin embargo, en elecciones anteriores, como las de 2012, el Partido Socialista de François Hollande tuvo que formar alianzas con otros partidos de izquierda para asegurar el control de la Asamblea Nacional.

El resultado de la segunda vuelta de 2024 determinará el próximo presidente de Francia, y también la configuración del Parlamento y la capacidad del próximo gobierno para gobernar eficazmente. Si Marine Le Pen no logra superar el cordón sanitario y obtener una mayoría, Francia podría enfrentarse a un período de coaliciones frágiles y gobiernos de minoría. En tal caso, la repetición electoral sería una opción sobre la mesa solo si todas las demás vías de gobernabilidad se agotaran sin éxito.

TAGS DE ESTA NOTICIA