Cannes 2024

Cannes 2024: de la sombra del #MeToo a una inédita huelga

El festival más emblemático del cine empieza este martes bajo la presión del movimiento #MeToo, alimentada por el caso de Depardieu y las denuncias de la actriz Judith Godrèche, que estrenará un corto sobre la violencia machista

Metoo Francia

La actriz y directora Greta Gerwig llega al Hotel Martinez Efe

La alfombra roja de la 77ª edición de Cannes no será como las otras. El festival más emblemático del cine empieza esta semana bajo el poder del movimiento #MeToo, alimentado por el caso de Depardieu y las denuncias de la actriz Judith Godrèche, que estrenará un corto sobre la violencia machista.

Meca del cine europeo, Francia ha encontrado por fin su rostro para denunciar los abusos cometidos en el mundo del séptimo arte gracias a Godrèche, cuyo alegato en febrero de 2024, durante la ceremonia de los premios franceses César, hizo furor. Aunque en 2017 el caso del productor Harvey Weinstein en Estados Unidos tuvo algunas réplicas en Francia, el tsunami del #MeToo francés sólo ha llegado ahora.

La intérprete, hoy con 52 años, denunció públicamente a los directores Benoît Jacquot y Jacques Doillon por agresiones sexuales cuando era menor de edad –ambos niegan las acusaciones–. Esta confesión la inspiró para realizar el cortometraje ‘Moi, aussi‘ (‘A mí también’), explícitamente inspirado en el slogan del #MeToo, que se exhibirá en Cannes (del 14 al 25 de mayo).

Basada en “el torrente de testimonios” que recibió Godrèche desde sus denuncias públicas, la actriz tuvo que escoger un millar para trazar un retrato. Su obra, según describe el propio certamen, transita de “un dolor sin palabras a una liberación de la palabra”.

Pero su radio de reivindicación en Cannes va más allá de su corto. La actriz lideró una protesta este mismo lunes frente a la sede del Centro Nacional del Cine (CNC), el organismo que financia el pujante séptimo arte francés.

Productores, asociaciones de actrices y otros colectivos relacionados con el cine exigen la renuncia del presidente del CNC, Dominique Boutonnat, quien comparecerá ante un tribunal el próximo 14 de junio por supuestos abusos contra su ahijado.

“En la víspera de Cannes (…) nadie puede pretender que no sabía nada. Hemos pedido medidas. De momento, las que se han puesto en marcha no han funcionado”, declaró a la prensa este lunes Godrèche. La intérprete despuntó en los 90 con ‘La desencantada’ (de Benoît Jacquot, a quien ella denuncia) y también actuó en la franco-española ‘Una casa de locos’ (2002), entre otras películas.

Considerado por el diario ‘Libération‘ como “el hombre que avergüenza al cine francés”, Boutonnat (hoy 54 años) fue acusado por su ahijado (21 años cuando le denunció en octubre de 2020) de tocamientos no consentidos.

Preocupado con que el festival se desvíe de su propósito original, el delegado general de Cannes, Thierry Frémaux, aclaró en la víspera del certamen que la organización no alimentará ninguna polémica. La cita abre el telón con la entrega de la Palma de Oro de Honor a Meryl Streep.

El caso Depardieu

Otro combustible del movimiento anti-machista es el que fuese considerado como el embajador del cine francés, Gérard Depardieu. El septuagenario lleva tiempo bajo los focos mediáticos tras las denuncias públicas de al menos 16 mujeres.

A finales de abril, el actor y empresario nacionalizado ruso y emiratí estuvo varias horas en la comisaría por dos casos de presuntas agresiones sexuales, uno que data de 2014 y otro de 2021. Las autoridades sólo juzgarán a Depardieu por este último ‘affaire’, pues no ha prescrito. La audiencia será en octubre de 2024.

El episodio por el que comparecerá el actor, de 75 años, presuntamente sucedió durante el rodaje de ‘Les Volets verts’, de Jean Becker, de 2021. La supuesta víctima es una decoradora cinematográfica de 53 años a la que, según su denuncia, fue manoseada por parte de Depardieu, quien, además, le hizo un comentario de contenido abiertamente sexual.

Mientras el actor de ‘Cyrano de Bergerac’ y ‘Astérix y Obélix’ ha defendido su inocencia, otras denuncias pueden llevarle al banquillo de los acusados, como la de la actriz Charlotte Arnould. La joven acusó públicamente en 2018 a Depardieu de una doble violación ese año por la cual está imputado desde 2020. La instrucción decidirá si también lo envía ante los tribunales.

Las presuntas víctimas no son solo francesas. La periodista española Ruth Baza lo denunció ante la Justicia en España por supuesta violación cometida en 1995 cuando estuvo en París entrevistando al actor.

También en la víspera de Cannes, el #MeToo se politiza con la formación de una comisión de investigación de la Asamblea Nacional sobre “los abusos y las violencias” en el cine francés, a iniciativa de la propia Judith Godrèche. La comisión se centrará en los menores.

Las audiencias comenzarán el próximo 20 de mayo y las conclusiones de la comisión se harán públicas a finales de 2024. Francesca Pasquini, la diputada izquierdista que encabeza la comisión, destacó que esta iniciativa incluye también los abusos en el mundo de la música, del teatro y de la moda. “Hay que remangarse y pasar a la acción”, ha declarado la parlamentaria.